La gastronomía es una parte fundamental de la cultura y la tradición de un lugar. Explica bien el porque de algunas costumbres y en la actualidad se ha convertido en uno de los principales reclamos turísticos de algunas ciudades en las que las largas colas no se forman sólo en las entradas de los museos, sino también en los restaurantes.

food-1290636_1280

Si la comida te apasiona y deseas conocer las mejores ciudades españolas para comer, ofrecemos un listado con algunas de ellas para que puedas elegir bien el destino para las próximas vacaciones.

San Sebastián (País Vasco)

Como no podía ser de otra forma, San Sebastián es la ciudad que debe encabezar esta lista. Y es que de los 7 restaurantes españoles que poseen la máxima categoría dentro de la Guía Michelín, tres se encuentran en la ciudad vasca. La capital guipuzcoana tiene el honor de albergar los restaurantes de Arzak, Martín Berasategui y Akelarre, que juntos suman la friolera de 16 estrellas michelín.

La ciudad, además de por la cocina de alta gama. Es conocida por su gran variedad de pintxos y es precursora de la cocina en miniatura.

Santiago de Compostela (Galicia)

Es un claro ejemplo de como la gastronomía mueve a miles de turistas cada año, al descubrir que el segundo lugar más visitado de la ciudad tras la Catedral no es otra cosa que el Mercado de Abastos.

Y es que la gran calidad de los productos gallegos, especialmente los provenientes del mar, pero también de la huerta hace que resulte bastante sencillo encontrar buenos restaurantes en la ciudad gallega. Desde marisquerías a mesones o pulperías, la materia prima hace que sea todo un placer visitar la bella ciudad de Santiago de Compostela y disfrutar de una buena empanada o un rico plato de pulpo.

Cáceres (Extremadura)

La ciudad extremeña ha ostentado durante el pasado 2015 el título de Capital Española de la Gastronomía, una distinción que ha provocado un aumento del número de turistas que llegan en busca de algunos de los productos con denominación de origen más característicos y reconocidos a nivel mundial como pueden ser el jamón ibérico, la Torta del Casar, las cerezas del Jerte o el Pimentón de la Vera, así como numerosos vinos de gran calidad.

Granada (Andalucía)

La ciudad por excelencia para ir de tapas. Nada menos que esa etiqueta es la que lleva con orgullo la ciudad de la Alhambra, donde la vida en la calle es muy animada y un lugar donde puede que no te llegues a sentar a la mesa y aun así no seas capaz de comer más.

Cada establecimiento se ha especializado en un plato típico, por lo que nunca viene mal ir acompañado de algún autóctono que guie de bar en bar para no perderte ninguno de los manjares que aquí se pueden encontrar. Sólo una recomendación: cuidado con no hincharte con las cañas.

Madrid (Madrid)

La capital española posee una gran variedad y diversidad de lugares donde comer, pudiendo salir a tapear por los bares de La Latina o Chamberí, o encontrar algunos de los restaurantes más exclusivos como el galardonado restaurante DiverXo del cocinero David Muñoz.

La gastronomía madrileña, al igual que su población, proviene de todos los rincones de España, como se puede apreciar del hecho de que uno de los platos más típicos sea el bocata de calmares, que junto a los callos a la madrileña o el cocido se podrían considerar los mas tradicionales de la capital.

Deja un comentario